2019/02/16 23:56:48 http://oralequechiquito.com

Sena de negros… Estamos en la época del perdón a los exgobernadores corruptos…

Autor:
04/02/19 6:31 am

273049

1

Por: Dionel Sena

Contrario al discurso del hoy presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, de que combatiría la corrupción en los más altos niveles, al parecer está ocurriendo exactamente todo lo contrario, pues en el caso de algunos exgobernadores detenidos en el pasado, por temas como enriquecimiento ilícito, fraude, corrupción y asociación delictuosa entre algunos otros delitos más, estos ya están abandonando las prisiones en donde purgaban diversas penas, ahí está el caso de Andrés Granier y Guillermo Padrés, mismos que al parecer, no volverán a pisar prisión nunca más, lo que para muchos podría resultar incomprensible, pues se creía que en lugar de que empezaran a salir en libertad, otros más deberían acompañarlos, lo que en definitiva no ha ocurrido, ahí está el caso de Cesar Duarte que se ríe a carcajadas de que el PRI lo haya expulsado de sus filas.

El tema puede resultar hasta intrascendente para muchos en este país -en especial para quienes votaron a favor de López Obrador-, sin embargo, hay otros que si están iniciando enérgicas críticas ante esta política de Gobierno, que si bien no se va a reconocer como tal, es inobjetable que nada se mueve en este país sin que la 4T lo autorice o al menos tenga conocimiento de ello, el vivo ejemplo son los exgobernadores de Tabasco y Sonora, quienes dejaron un quebranto financiero sin precedentes en la historia de esas la entidades y aún así, ya dejaron sus respectivas prisiones, lo que debe ser causa de indicación para quienes vivieron las anomalías durante años de Granier y Padrés, quienes todo indica ya la libraron y ahora sí, podrán gastarse todo lo que se robaron y darse una vida de reyes, lo que debería ser inadmisible en estos tiempos en donde tanto se pregonó que no habría impunidad.

Con estos antecedentes, hasta el propio Javier Duarte de Ochoa también podría abandonar la prisión de un momento a otro, lo que sí resultaría en un insulto nacional y mundial, pues el mensaje que se mandaría sería de absoluta impunidad, pues al exgobernador de Veracruz se le acusa de delitos mucho más graves que los casos anteriormente expuestos, por lo que de llegar a ocurrir otra preliberación de este tipo.

México sin duda alguna, sería en el plano internacional, el hazme reír de muchos, un lujo que en estos momentos el Gobierno federal actual no se puede dar, más allá de que siga gozando -según las encuestas- de la simpatía de la mayor parte de los mexicanos.

Quién debe estar que no para de reír es Cesar Duarte Jáquez,

el exmandatario de Chihuahua que a pesar de ser perseguido y denunciado por Javier Corral, al momento no ha podido ser extraditado de los Estados Unidos, lo que sugiere podría estar ocurriendo exactamente lo que pasa con Andrés Granier y Guillermo Padrés, pues de otra manera no se explica, el cómo a pesar de las pruebas aportadas no se le ha detenido o ¿será acaso que también fue una de las cuotas solicitadas por Enrique Peña Nieto antes de “plancharle” el camino a AMLO? Dicen que en política no han coincidencias ni casualidades y en definitiva, los casos antes expuestos pareciera tener una similitud entre si. No hay duda… estamos en la época del perdón a los exgobernadores corruptos, ni más ni menos.

Twitter: @dionelsena

Reacciones:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.