2018/12/14 13:24:44 http://oralequechiquito.com

AMBIENTE POLÍTICO … Toma “chocolato” y paga lo que debes

Autor:
30/11/18 6:01 am

255387

Por: Eduardo Serrano

Ciertamente la entrada de vehículo de procedencia extranjera por la frontera norte le trae la oportunidad de poseer un automóvil “modesto” a muchas familias para poder desarrollar sus actividades, pero también le acerca la posibilidad a otros de traer un “carrazo” de esos que sí tenía Obama, y además le permite a los líderes de las organizaciones “protectoras del patrimonio familiar”, mantenerse con las cuotas de sus agremiados al expedirles un engomado de identidad, lo cual, con la llegada del empadronamiento de los llamados “autos chocolatos” impulsado por el Gobierno del Estado, corre serio peligro, pues la “minita de oro”, eventualmente se puede acabar.

La demanda social sigue enfocada en mantener la seguridad en el estado, una situación nada fácil dadas las circunstancias que privan en las entidades colindantes a la nuestra. Lamentablemente muchos de los “chocolatos” son utilizados para la comisión de ilícitos, por lo que un empadronamiento -de entrada- contribuye primordialmente a la seguridad de todos, incluyendo desde luego a los propietarios de dichos vehículos. Por supuesto que  con esto se mueven intereses, ya que los líderes de esas organizaciones han utilizado por mucho tiempo a sus agremiados como “capital político-electoral”, llegando a negociar candidaturas a cambio su apoyo incondicional, sólo que a la mera hora, se evidencia que es una total falacia, pues ni ganan ni aportan votos.

Javier Reyes Ortiz, conocido el Ambiente Político como el “Onapafo”, ha señalado su inconformidad ante el empadronamiento de los “chocolatos”, argumentando que es muy costoso y que se pretende imponer un seguro por daños a terceros a través de una aseguradora, lo cual -según dice- atenta contra el patrimonio de las familias; sólo habría que ver cuántas de estas empresas aseguradoras quieren o pueden entrarle al tema. Al margen de esta necesaria medida, la actitud del “Onapafo” en las afueras del Congreso, más que una demanda hacia los legisladores, obedece a un sentido natural de sobrevivencia por las razones antes mencionadas.

Los coordinadores de las fracciones de Morena y del PAN, Sandra Amaya y Carlos Maturino, respectivamente, se han manifestado por la protección a los ciudadanos y por la transparencia en el proceso del empadronamiento, privilegiando la tranquilidad de los duranguenses. Por su parte, el gobernador José Aispuro Torres ha sido preciso en la necesidad de mantener y mejorar la seguridad alcanzada en la entidad, por lo que al margen de la polémica que se despierte por el dichoso empadronamiento, el que tenga un “chocolato”, que pague lo justo y necesario para contribuir con la paz, el orden y la seguridad. Bueno, si quieren que haya un proceso de legalización, no se equivoquen, eso tendrán que solicitarlo en Palacio Nacional, del primero de diciembre en adelante.

Reacciones:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.