{{selectedTrack().name}}
El tiempo - Tutiempo.net
ÉCHENSE un rapidín… y “lleguen” a tiempo

ÉCHENSE un rapidín… y “lleguen” a tiempo

Autor: Sección: Tabú 23/08/2017 8:10 am

El quickie, un vocablo inglés cuya traducción al español podría ser algo parecido a “rapidito” es una modalidad sexual que gana más y más.

Todo lo contrario a lo que se suele suponer que debería ser el sexo, tranquilo y relajado, esta modalidad opta por relaciones muy cortas y excitantes.

Si tenemos en cuenta que a menudo la mujer necesita más tiempo para llegar al orgasmo, el hombre ha tenido que ir retrasando su impulso para poder satisfacerla también.

Parecía que a día de hoy solo era concebible el “slow sex”; el sexo lento, tranquilo y reposado. Pero cada vez, sobretodo en las nuevas generaciones, está ganando más adeptos todo lo contrario.

Podría parecer que con esto se dan pasos atrás o se renuncia al placer, todo lo contrario, el quickie puede hacer que lleguemos al clímax en 15 segundos. Tórridos encuentros sexuales en los que lo importante no es que sean largos, sino únicamente llegar al súmmum del placer.

Experimenta el sexo rápido y alcanza el orgasmo en 15 segundos con estos consejos.

El truco para el “quickie” perfecto

A menudo tenemos una visión demasiado cerrada del sexo, pensando que lo único que cuenta es la penetración cuando la realidad es que existen muchas otras maneras de alcanzar el placer. De hecho, si tenemos en cuenta que se puede llegar al orgasmo sin ni siquiera iniciar la penetración no es tan raro que se pueda disfrutar completamente del sexo con sesiones de únicamente 15 segundos.

Por otra parte, no solemos tener en cuenta que, siendo el sexo una actividad cultural, han ido cambiando sus cánones a lo largo del tiempo.

La práctica del quickie no todo es empezar y acabar. Para lograr una sesión satisfactoria para ambos es necesario que cuando se llegue a la penetración los dos miembros de la pareja estén muy excitados. Dure lo que dure el coito es imprescindible haber logrado una estimulación suficiente como para que el orgasmo no tarde en llegar.

En este sentido, es indispensable dominar todos los registros de las artes amatorias. Los besos, las palabras y las caricias deben tener un papel fundamental.

Las mejores posiciones:

La vaquera

Pídele que se acueste mientras tú te sientas sobre él y le das la espalda. Esta postura favorecerá el roce del clítoris a través de la penetración.

Perrito

Él tendrá todo el control de la situación y al estimular tu clítoris con tu mano, te ayudará a llegar al orgasmo rápidamente.

De pie

Él debe recostarse de espaldas sobre una pared mientras ella lo abraza con una pierna y permite que la penetre.

De lado

¿No eres fan de las penetraciones profundas? Esta opción te ayudará a concentrarte en la estimulación de la parte frontal de tu vagina.

El clavo

Siéntate encima de él y déjate penetrar mientras inclinas tu espalda hacia atrás. ¡Rápido, furioso y delicioso!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Derechos reservados Grupo Garza Limón

Grupo Garza Limon